Que trata de España. Crítica Imprimir
Escrito por Jerónimo López Mozo   
Domingo, 06 de Octubre de 2013 15:23

 

QUE TRATA DE ESPAÑA
ESPAÑA VISTA POR SUS POETAS 

victoria 1 antorrin 2
VICTORIA VERA
FOTO: www.madridteatro.net
ANTORRÍN HEREDIA
FOTO: www.madridteatro.net

Tal vez el título del espectáculo induzca a confusión a pesar de que es rotundo al señalar que su asunto es España. O precisamente eso, la mención a España, sea la causa del posible equívoco. La derecha española, no solo la intolerante y rancia, sino también la democrática, se ha apropiado de palabras como España y patria, y las usan como si fueran patrimonio exclusivo de ella. Nadie se opone, sino más bien lo contrario. Los demás españoles han renunciado a su uso, temerosos de que se les identifique con lo que no son. Para no resultar sospechosos, las han borrado de su vocabulario y, para sustituirlas, recurren a sinónimos, a veces muy rebuscados. No digamos ya de los que viven en las comunidades que demandan mayor autodeterminación o plantean abiertamente sus ansias de independencia. Pronunciarlas allí, les sitúa automáticamente en el campo del nacionalismo español representado por el estado central. Sin embargo, el título en cuestión no es gratuito ni fruto de un despiste de quién lo ha elegido. 

Hay un par de detalles que nos avisan de que el espectáculo no es lo que, desde el punto de vista político, alguno pueda temerse. La primera, que, entre sus responsables, figura el nada sospechoso Javier Villán, encargado de  seleccionar e hilvanar los poemas que constituyen la base textual. La segunda, solo perceptible para los degustadores de la poesía española comprometida, que el titulo está tomado del de un poemario de Blas de Otero cuya publicación sufrió vicisitudes que ilustran sobre su comprometido contenido. Compuesto en los primeros años sesenta del pasado siglo y tras cambiar el título original, Ardua patria, por el de Que trata de España, en 1964 fue autorizada su publicación después de aceptar las múltiples mutilaciones impuestas por la censura. Sin embargo, ese mismo año, la editorial Ruedo Ibérico editó en París la versión íntegra. En España no sería posible hasta 1977, cuando la democracia daba sus primeros pasos. Debemos entender, pues, que la apropiación del título es todo un desafío, pues no pretende otra cosa que rescatar la palabra España de los  que la tienen secuestrada para devolverla al patrimonio común de los españoles, que son sus legítimos propietarios. 

guitarra 2
REZA FAJARI "EL PERSA"
percusion 4
JUAN RAMÍREZ
FOTOS: www.madridteatro.net

Que trata de España está más cerca de la fantasía poética, expresión utilizada por Villán en el programa de mano, que del recital. También lo define acertadamente como oratorio, pues cumple con creces la exigencia de ser una composición dramática y musical. En cuanto al segundo requisito, que el asunto sea sagrado, bien podemos conceder que algo tiene de ello, aunque la procedencia del texto sea profana. La parte dramática es un manojo de poemas con las que el recopilador se ha propuesto ofrecer una idea histórica, sentimental y universal de España.  Victoria Vera, en su plenitud artística, consigue, al desgranarlos, dar con la voz y el gesto que conviene a cada uno. Arranca con Miré los muros de la patria mía, de Quevedo, que declama tendida a la manera de las majas de Goya en una chaise longue. Apenas la abandona, se instala en el siglo XX. El recorrido por él incluye Si mi voz muriera en tierra(Rafael Alberti), ¿Dónde estás España? Por el mundo abierta(Max Aub), Canto rabioso de amor a España(Ángela Figuera Aymerich), Elegía española(Luis Cernuda), La sangre de mi espíritu es mi lengua(Miguel de Unamuno), Yo, Gulliver Ferreiro, buen gallego(Celso Emilio Ferreiro), Oda a Espanya(JoanMaragall), Defenderé la casa de mi padre(Gabriel Aresti), Aquí nació mi vida a la esperanza(José Bergamín), Pero ya no queremos llorar más(Salvador Espriu), Este es el tiempo de tender la mano(Blas de Otero), Fluir de España(Leopoldo Panero), El mañana efímero(Antonio Machado), Llamo al toro de España(Miguel Hernández) y España en marcha(Gabriel Celaya). 

La música tiene gran presencia en el espectáculo. Todavía a oscuras nos llega la voz de Estrellita Castro cantando Suspiros de España. Luego, cuando los actores acceden al escenario, llega la hora del flamenco, con cantes y bailes de profundo sentimiento  que aportan consistencia dramática a la función. La voz desgarrada y honda de Antorrín Heredia, los zapateados secos y rotundos de Juan Ramírez y la guitarra de Reza Jafari “El Persa” son el contrapunto perfecto a la palabra de los poetas. La escasa escenografía, el adecuado vestuario de Victoria Vera y la iluminación son obra de David de Loaysa. De la dirección escénica se ha ocupado Ramón Fontseré, veterano miembro de Els Joglars y actual cabeza visible de la compañía. Su tarea, en este caso, no era de gran complejidad dada la sencillez de la propuesta, pero no ha hecho el trabajo de alivio con el que hubiera cumplido sobradamente el encargo.  Ha cuidado los detalles y, cuando venía al caso, no ha perdido la ocasión de sacar a relucir ese toque irónico tan presente en sus trabajos. 

Título: Que trata de España
Selección de Textos y dramaturgia: Javier Villán
Versión: Ramón Fontseré
Espacio escénico e iluminación: David Loaysa
Producción: Robert Muro y Javier Ortiz
Agradecimientos: Coca-Cola
Intérpretes:
Actriz: Victoria Vera
Al Cante: Antorrín Heredia
Al toque (Guitarra): Reza Jafari "El Persa"
Al baile: Juan Ramírez
Duración: 75 minutos (aprox)
Estreno en Madrid: Teatro Fernán Gómez, 2 - X -2013

 



JERÓNIMO LÓPEZ MOZO
Copyright©lópezmozo


TEATRO FERNÁN GÓMEZ
Directora: Mora Apreda
Sala II
Aforo: 316
Pz/ de Colón, s/n
28001 - Madrid
Metro: Colón, Serrano
Bus: 5/14/27/45/21/53/150/1/9/19/51/74
RENFE: cercanías.

 

 

 

Última actualización el Jueves, 21 de Mayo de 2015 21:42